Compartir

El extraño episodio sucedió el miércoles por la tarde en Villa Angelica  de  localidad del interior chaqueño, precisamente en una parroquia de la ciudad mientras se desarrollaba el último adiós a una señora de 46 años. En un determinado momento, uno de los presentes dijo haber visto el movimiento de un dedo y el cuerpo fue llevado al hospital, donde finalmente confirmaron su muerte.

 

Por lo que se pudo saber, según aportes de testigos, una familia consideró que la persona fallecida a la que estaban velando todavía “presentaba” algunos signos de vida.

 

La gente que presenciaba el evento póstumo, se sorprendió al escuchar la noticia y más aun cuando llegaron profesionales del Hospital local para constatar la información. Los médicos colocaron el oxímetro a la mujer y el objeto  marcaba “saturación y frecuencia  cardiaca”.

 

De inmediato trasladaron a la persona al nosocomio, pero allí nuevamente realizaron todos los procedimientos que ratificaron su muerte por un infarto.

 

El cuerpo fue trasladado hacia la morgue del hospital, y desde ese lugar luego fue retirado para dar sepultura.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here