Compartir

Se reunieron en la Casa de San Juan. Le pedirán a la Corte que no se expida hasta escuchar todas las posiciones.

Gobernadores oficialistas y opositores coincidieron este miércoles en reclamar una solución “política” al planteo de la mandataria bonaerense, María Eugenia Vidal, de una actualización del Fondo del Conurbano, al advertir que un fallo de la Corte Suprema favorable a la provincia de Buenos Aires “perjudicaría” al resto de los distritos.

En declaraciones a DyN, el mandatario de San Juan, Sergio Uñac, sostuvo que los gobernadores definieron además reclamarle al máximo tribunal que no se expida hasta escuchar la posición de “todos” los distritos, lo que prolongaría una eventual definición hasta después de las elecciones de octubre.

Además de Uñac, el cónclave congregó a gobernadores del PJ como Rosana Bertone (Tierra del Fuego), Gustavo Bordet (Entre Ríos), Lucía Corpacci (Catamarca), Gildo Insfrán (Formosa), Juan Manzur (Tucumán), Domingo Peppo (Chaco), Juan Manuel Urtubey (Salta), Juan Schiaretti (Córdoba) y Carlos Verna (La Pampa), a quienes se sumaron los vices Pablo González (Santa Cruz) y Carlos Ponce (San Luis).

Por Cambiemos asistieron Ricardo Colombi (Corrientes), Alfredo Cornejo (Mendoza) y Gerardo Morales (Jujuy), mientras también se integraron el socialista Miguel Lifschitz (Santa Fe) y los mandatarios Ricardo Gutiérrez (Neuquén) y Alberto Weretilneck (Río Negro), ambos de sellos provinciales.

Si bien se especuló con la posibilidad de que los mandatarios elevaran propuestas concretas de modificaciones de alícuotas como el Impuesto al Cheque, desde una de las gobernaciones aclararon a esa agencia que el bloque pretende “discutir” con la Nación “todo el paquete de coparticipación”, en un combo que incluye las retenciones y hasta el esquema de subsidios.

“Así como es cierto que el tope al Fondo del Conurbano es injusto, hay que pensar en el resto de los beneficios que tiene la provincia de Buenos Aires”, alertaron, al poner el eje en la “gobernabilidad y la posibilidad de autosustentarse” del resto de las jurisdicciones.

Al término de la reunión, Schiaretti hizo referencia al documento sellado entre los mandatarios, en un comunicado que expresa que la demanda de Vidal “perjudica gravemente” a las provincias, además de advertir que “siendo un tema que corresponde a la relación Nación-provincias, su debate debe darse en el Congreso”.

Para el mandatario cordobés, con el reclamo de Vidal “se ve sólo una parte, porque es absolutamente injusto que Buenos Aires solicite una actualización del Fondo del Conurbano y no se tengan en cuenta los subsidios que reciben la provincia y la ciudad de Buenos Aires”, por lo que, dijo, deben ponerse “ambas cosas en la balanza”.

n tanto, Uñac planteó que el reclamo de Vidal es “inviable desde el punto de vista del aporte que nos piden a las distintas provincias, con presupuestos acotados”, tras lo cual dijo ver con “cierta preocupación” que el gobierno de Mauricio Macri se haya manifestado “a favor” de la demanda siendo el “demandado”.

“Se debe resolver por la vía política, intentando lograr un consenso definitivo”, completó Uñac y aclaró que la reunión no tuvo ningún “carácter político” sino “institucional”.

Por su parte, Lifschitz consideró una “señal política inédita en la Argentinba que gobernadores de distintos partidos se pongan de acuerdo en un tema en común”.

En la demanda que realizó el año pasado ante la Corte Suprema, Vidal pidió la eliminación del tope de 650 millones de pesos del Fondo del Conurbano, una cifra que fue impuesta en 1995, por lo que, si el reclamo avanzara, obtendría una actualización del orden de los 53 mil millones de pesos.

 

Deja tu Comentario